miércoles, 4 de marzo de 2015

Sentimientos policiales: El desahucio de la democracia

Debe resultar cuanto menos muy curioso poder observar cómo se entrena la policía española para desahuciar familias con bebés de sus casas, que tipo de consignas recibirán de sus mandos, de que forma exaltarán ese paradigmático ardor guerrero, esas ansias de defender los intereses de banqueros millonarios, de todo tipo de usureros del chantaje, la amenaza, el sanguinario crédito fácil.

¿Qué deben sentir los policías antidisturbios al ver a esas madres desesperadas, el bebé llorando envuelto en mantas, los escasos juguetes y chupetes rotos en cajas de cartón

¿Sentirán algo?

¿Serán capaces de ponerse en el otro lado, de pensar en sus hijos, en algún familiar en situación de empobrecimiento extremo?

¿Se les pondrá alguna vez un nudo en la garganta cuando ven perder a cientos de personas cada día su pequeño universo?

¿Sabrán la magnitud de lo que están haciendo al obedecer unas órdenes que vulneran la Constitución, la legalidad internacional, los derechos humanos?

¿Les quedará empatía, algún gramito de fraternidad, de solidaridad de clase?

¿Conocerán el significado de la palabra “vergüenza”?

http://viajandoentrelatormenta.blogspot.com.es/

Ilustración de Artsenal

3 comentarios:

  1. Nunca la han tenido, solo obedecen a sus amos del recorte y las políticas austericidas ¿Qué le dirán a sus hijos al llegar a casa después de dejar una familia en la puta calle?

    ResponderEliminar
  2. Yo si sé lo que le dicen a sus hijos: "Vosotros procurad siempre estar del otro bando". El del bando de los ricos.
    Y es en lo que se afanan tantos jóvenes que dan escalofríos verles tan faltos de ideales y valores.

    ResponderEliminar
  3. Para tanto hijo de perra no habrá ya que chupar...

    ResponderEliminar